El mensaje positivo de Marcos Kremer para el futuro de Los Pumas en el Mundial de rugby: “Este grupo no se conforma volviendo en primera ronda”

La preparación de Los Pumas para el Mundial de Francia 2023 tuvo un componente tan importante como el aspecto físico: el mental. El propósito del entrenador principal, Michael Cheika, fue convencer a los 33 jugadores que seleccionó para la Copa del Mundo de que son capaces de ser protagonistas de algo que en la historia de la Selección Argentina de rugby pocas veces sucedió: pelear la competencia.

“Llegar a la final y jugar para ganar”, es la síntesis del pensamiento que bajó el australiano al grupo y que, a un mes del Mundial, le contó a todos en conferencia de prensa. Lo repitió en cada ocasión hasta que dejó de parecer una mala pasada de su cocoliche. Cheika instaló la idea de que su equipo es capaz de cruzar la línea de las semifinales, que alcanzó dos veces en 2007 y 2015.

Esa ilusión chocó de frente contra Inglaterra, un campeón del mundo que mostró en la cancha que puede aspirar al título y que le alcanza con 14 jugadores para soñar en grande. Los Pumas acusaron el golpe de inmediato. A juzgar por sus declaraciones, el cachetazo los hará reaccionar y el juego ante Samoa del 22 de septiembre es el objetivo terrenal. No archivaron el principal, ese de llegar a la final, pero recogieron el guante y saben que el camino, después de La Rosa, es espinoso.

¿Cuál es el objetivo de Los Pumas, entonces? “Ahora, ganarle a Samoa. Antes te daba otra respuesta, pero hoy es eso”, afirmó Marcos Kremer, titular en la derrota ante Inglaterra tras cumplir con una suspensión que lo sacó de los compromisos por el Rugby Championship previos al Mundial, y que lo tuvo inactivo varias semanas.

“Creo que el equipo se va preparar muy bien, va a responder con Samoa y desde ahí vamos a agarrar una confianza diferente. Y cuando los argentinos tienen esa confianza, se puede pensaren cualquier cosa”, se entusiasmó Kremer, aún sin haber completado una práctica después de la derrota.

“Fue un partido negro para nosotros”

El resultado entre la expectativa y la realidad le dejó ver un equipo sin luces. Más allá del análisis sobre el partido que perdieron Los Pumas, la actuación superlativa de George Ford -que será recordada como el día que él solo le ganó a la Argentina- y el análisis individual del desempeño de cada jugador argentino, Kremer tuvo una autocrítica sin eufemismos.

“Fue un partido negro para nosotros porque nos preparamos para hacer algo y no hicimos nada de lo que teníamos pensado. Tengo confianza en el equipo y en cada uno de mis compañeros. Vamos a jugar de diferente manera los próximos partidos y vamos a salir adelante. Este grupo no está para conformarse volviendo en primera ronda”, se plantó.

Si los compañeros de Kremer piensan en la misma dirección, probablemente el espíritu del equipo no haya quedado dañado. Deberán pulir esa autocrítica hasta distinguir el factor a erradicar para poder sostener el ambicioso objetivo con el que llegaron a Francia. Saben que las cosas salieron mal, tienen que entender por qué.

Kremer y Bruni en un entramiento. La autocrítca del tercera línea fue sincera. Foto: Emmanuel Fernández (enviado especial a Francia)Kremer y Bruni en un entramiento. La autocrítca del tercera línea fue sincera. Foto: Emmanuel Fernández (enviado especial a Francia)“Me parece que tenemos que tomarnos el tiempo para ver qué no salio. En este momento puedo decir que el foco va a estar en cómo manejamos el próximo partido, porque (en el primer partido del Mundial) lo manejaron ellos (por Inglaterra) en un 90 por ciento. Y así no puede jugar al rugby”, admitió.

“En este momento puedo decir esto, después de ver el partido, tal vez pueda decir otra cosa o apoyarme en algún otro concepto, pero hoy es esto lo que pienso”, explicó en la zona mixta poco después del partido, con la derrota todavía caliente. Sin embargo, esa reflexión mesurada fue el preámbulo de una idea más detallada.

“Necesitamos manejar más los partidos y hacernos más cargo de un buen ataque, más que buscar la defensa como bandera. Creo que nos superaron en todos los sentidos: formaciones fijas, aunque nosotros no estuvimos mal, en el juego en general ellos se largaban un poco más, jugaban a lo que querían y a nosotros nos costó esa conexión entre jugadores, que es la esencia del rugby”, admitió.

“En lo personal, me siento bien”

Aunque la derrota haya sido un mazazo, se recortaran las expectativas por la Argentina y la amargura se prolongue hasta encontrar la respuesta en la cancha, Kremer puede abstraerse de lo colectivo y encontrar en la experiencia en Marsella algún aspecto con otro sabor.

“En lo personal me siento bien, contento de haber jugado los 80 minutos porque venía de una sanción y de mucho tiempo sin jugar, así que aprovecho cada minuto para sumar ritmo y subir mi nivel”, enumeró.

Después del partido, Kremer sacó las primeras conclusiones de la derrota. Foto: Emmanuel Fernández (enviado especial a Francia)Después del partido, Kremer sacó las primeras conclusiones de la derrota. Foto: Emmanuel Fernández (enviado especial a Francia)Acaso porque las soluciones para Los Pumas no llegarán desde lo individual, Kremer vuelve al pensamiento grupal y retoma el pulso de la derrota, que no tiene demasiados aspectos para reivindicar.

“Nos da bronca porque hicimos un laburo muy grande, queríamos hacer otra cosa. Y no pudimos plasmar nada de todo eso en la cancha”, abundó Kremer, quien espera que el tiempo pase rápido para poder dar vuelta la taba. “Hay que buscar la revancha, si nos dan a elegir todos queremos jugar ya, pero nos viene bien los días que tenemos por delante para recuperarnos y trabajar con serenidad”, analizó.

Más Noticias

Noticias
Relacionadas

Google empieza a probar una función para localizar nuestros datos personales en internet y borrarlos

Phishing, vishing, smishing… Los ciberdelincuentes utilizan multitud de canales...

Marcha universitaria: a qué hora es la convocatoria y qué calles estarán afectadas por los cortes

Miles de estudiantes, docentes y no docentes de...

Javier Mile, en vivo: las últimas medidas del Gobierno

Por Cecilia Devanna.En 16 minutos de discurso, el presidente...